29 enero 2008

Bien traído


- Y, a ese, ¿por qué le dicen el Tío Pequeño?
- Pues ya lo ves, majete, por lo mismo que a vosotros, en tu pueblo, os llaman los Talentos, de grande que es, ¿no lo estás viendo?
- ¡Aaah!, y al de la Lucía la Mondonguera, ¿por qué le dicen el Sata?
- Pues porque no es nada bueno, pero llamarle Satanás a un cristiano queda muy feo. ¿Comprendes, hijo?
- ¡Aaah!, y al Gregorio, ¿por qué le llaman el Mientefuerte?
- Pues porque te las zampa bien gordas y encima las sostiene y las razona y, si te descuidas, te pone hasta por testigo.
- ¿Y al Tío Galgo?
- Pues mira, a ese no le hace falta mote, que ya se llama así, de apellido.
- ¿Sííí? ¿Y alguien sabe por qué le llaman así al Gregorio el Pichasanta?
- ¿Cómo que si lo sabe alguien? Lo sabe todo dios. ¡Ese está muy bien traído! Pues porque tuvo siete hijos, cuatro chicas y tres chicos y ellas se metieron todas monjas y ellos curas… Y niño, ¡vale ya de tocar las narices, que no voy yo por tu pueblo preguntando tanto! ¡Coño, con el chico del Talento!
- Pues aunque fuera, no nos ofenderíamos, que en mi pueblo somos bien educados y atendemos a quien nos pregunta.
- Pues sigue tú con la lista de los motes de tu pueblo y nos das una explicación convenientemente razonada de cada uno, Talentín.
- Pues si no lo hago yo, que no alcanzo a ello por mi corta edad, bien debiera de hacerlo alguno que lo sepa y cada cual con los de su pueblo, y aun dejarlo escrito, porque sepa usted que estas historias deleitan a la vez que entretienen y, como dice mi padre, dan lugar a un sano esparcimiento.
- Tú y tu padre y tu padre y tú… ¡Me paece a mí que…!

5 comentarios:

Tormenta. dijo...

Yo ahora desde que vivo en un pueblo,veo que esto de los motes se lleva mucho... Al menos por lo que veo la mayoría se conocen por eso,por los motes..
¿Tendré yo alguno, y no me enteré?...

Besos.

Soros dijo...

Pues es fácil, aunque no lo sepas, que te llamen por tu lugar de origen o algo así.
Saludos.

Piel de letras dijo...

¿Pichasanta?
¡santo cielo!
ese es un apodo sacrílego ;o)
Jajajajajajaja

koborron dijo...

Algunas personas acaban adoptando su mote y haciendo gala de él, pero son los menos. Te acordarás del Torero de Berlanga, que tenía confitería en la plaza.
Salud

Soros dijo...

De acuerdo, era más fácil llevar lo de "El Torero" (claro que me acuerdo). Pero lo del "Pichasanta" eso sí era contundente e irrevocable. Hasta las telefonistas de aquello tiempos tenían que escuchar:
- Señorita, me ponga con el Pichasanta.