28 junio 2011

La insoslayable consejera

Si andas dudoso, desorientado,
si estás insulso o desanimado,
si desconoces cómo acertar,
piensa un poquito,
la tienes cerca,
ella se llama publicidad.

Si estás nerviosa,
triste y ansiosa,
insatisfecha y algo quejosa,
piensa un poquito,
no llores más.
La solución se llama publicidad.

Si vives siempre con tanta prisa
que ya no sabes cómo parar,
no te detengas, que es tontería,
sigue adelante sin vacilar.
Tu consejera está para eso.
Es la versátil publicidad.

Si te has perdido,
si andas errante,
si ya no sabes qué es lo que quieres,
si te planteas volver atrás,
ella te ayuda, no desesperes,
es la bendita publicidad.

Si tu psiquiatra no te convence,
si tu pareja se aleja más,
si tu trabajo no te fascina,
si tus vecinos te miran mal,
mira su oferta, es cosa fina,
es la brillante publicidad.

Si desconfías de tu criterio         
abre tu alma a la televisión,
o a una radio con sus comentaristas,
o a una cadena del corazón,
o a esos políticos mentirosillos
que te sacan del cuerpo la desazón.

¿Cuál es del mundo la obra maestra?
¿Quién es del orbe la compañía?
¿Quién nos ayuda y nos aconseja?
¿Quién nos aleja de zozobrar?
Es nuestra guía de las certezas,
nuestra adorada publicidad.

Publicidad, ¿qué he de ver?
Publicidad, ¿qué he de comprar?
Publicidad, ¿qué he de creer?
Publicidad, ¿qué he de pensar?
Publicidad, que todo lo resuelves,
eres la luz de la Humanidad.

7 comentarios:

Piel de letras dijo...

Debes haber estado viendo mucha tele, señor Soros. Porque tu "ODA A LA PUBLICIDAD" me da "sospechosismo" (como diría el Peje) al respecto.
;)

Soros dijo...

Es que a mí me afectan mucho estas cosas. En la calle, en los periódicos, en la tele, en la radio, en internet, por teléfono.
Querida, lo creas o no, la publicidad nos persigue y nos termina cazando como a ratas. Sin darnos respiro, asediándonos por todos lados, venciéndonos por agotamiento.
Bienaventuradas las nobles almas que aún no lo perciben y loados sean los espíritus fuertes e irreductibles.
Por mi parte, soy sólo un pobre hombre atosigado por tan impetinente consejera.
Y te juro que lo siento, por el Niño Jesús ;-))

Soros dijo...

Y además no tengo la menor idea de quien es el Peje.

Piel de letras dijo...

"Peje" es apócope de "pejelagarto". Apodo que en México se le da a un político de ¿izquierda? PRD (también llamada "izquierda mexicana") que se dijo era/fue el verdadero ganador de las elecciones contra el candidato del PAN Vicente Fox.
Durante mucho tiempo después de las elecciones del 2006, este personaje (el "Peje" también conocido como "el mesías tropical" o simplemente AMLO [Andrés Manuel López Obrador]) estuvo "presidiendo" en el zócalo capitalino sin admitir su derrota y aferrándose a que era el único y verdadero presidente de México.
>http://www.monografias.com/trabajos-pdf/lopez-obrador-eleccion-presidencial/lopez-obrador-eleccion-presidencial.pdf</

De esas cosas "pintorescopatéticofolcklóricas" que tiene la política de mi país.

Soros dijo...

Muchas gracias, Piel de Letras, por ese compendio de política mexicana familiar.
Gracias también por el enlace.

Beato Darzádegos dijo...

Bos días amicus:
Yo diría hipocorístico, creo que sería lo más adecuado...
Con el tiempo uno se cura de cualquier adoctrinamiento; caen los mitos y los pitos, caen las doctrinas tradicionales y la SGAE (él había hecho de Judas), caen los lujos - motores del mundo- y las publicidades. El tiempo es una medicina que te vacuna contra ella.
La publicidad , cuanta más aparece, más se desconfía de ella. Me sé de asuntos de unos cuantos que llevan revelándola dos mil y muchos más años y aún no han conseguido enseñar el producto que venden. Demasiada publicidad gastada en ello, tanta que incluso han matado por ella...
Hipocorístico es el término válido para unos griegos sabedores del mundo que vuelven a sufrir una nueva crisis posperícleta. Hay qué joderse.
Breves saludos.
Deica logo amicus.

Soros dijo...

Sí, amigo Beato, seguramente llevas razón pero, qué me dices de su acoso.
Por todos lados nos entra y no hay nada que nos defienda ante ella.
Saludos.